martes, 14 de junio de 2011

Ya no vale ni la raza

A veces me preguntan si tenemos cachorros de tal o cual raza a lo que suelo contestar que los cachorros puros no se suelen encontrar en los refugios. Nadie regala lo que se vende a precios astronómicos. Pero, en cuanto el “juguete” se hace grande, algunos de estos animales terminan en la perrera, abandonados en la carretera y algunos, con más suerte, recogidos por las Asociaciones Protectoras.

En las últimas semanas La Asociación Protectora de Animales de La Rioja ha recogido dos hembras de pastor alemán de pura raza, que sin ser cachorras, tampoco son adultas. Están en esa edad indeterminada que ni son pequeñas ni grandes. La primera fue Yura para la que rápidamente encontramos una familia dispuesta a darle todo el cariño que no había tenido durante sus primeros meses de vida.

La semana pasada nos llegó el caso de Tundra otra pastor alemán pura de entre 10 y 13 meses de edad, que apareció vagando por una carretera, con marca de haber llevado collar. Por supuesto, ni iba identificada ni llevaba chip. Suponemos que ha vivido atada en una finca, pues no sabe andar con correa, y seguramente sola, ya que no sabe relacionarse con otros perros aunque poco a poco va soltándose. Se nota que ha sido maltratada pues se encogía sobre ella misma cuando intentabas acercarte. Ahora que ha descubierto las caricias, no para de pedir mimos.

Tundra está en acogida pero necesita un hogar definitivo. Si quieres informarte de cómo ayudar a Tundra, adoptando, acogiendo o apadrinando contacta con la Asociación Protectora de Animales de La Rioja en el 941.233.500 o en el 679.06.46.46


No hay comentarios:

Publicar un comentario