jueves, 6 de septiembre de 2012

Memoria felina y Neva

La memoria es la capacidad para recordar. En los gatos esta capacidad está bastante desarrollada, siendo capaces de recordar ciertos sucesos del pasado. A pesar de la gran importancia que tiene para la supervivencia de los seres vivos y de los numerosos estudios iniciados en este campo, su funcionamiento exacto, todavía se desconoce.

Además de aprender y memorizar una gran cantidad de datos, los gatos son capaces de almacenar de forma especial la información  que es útil para ellos y para su propio bienestar y comodidad. Así, aunque se le repitan normas como no afilar uñas en el mobiliario, ni traer a casa sus trofeos de cacería, normalmente obviará estas reglas de su memoria, o simplemente no las utilizará.

Curiosamente, tienen muy buena memoria para las cosas "importantes" de su vida: Recuerdan perfectamente sus comidas favoritas, donde está su platito de agua, dónde y cómo encontrar su arenero, el aspecto, sonido y tacto de sus juguetes preferidos, y dónde los han dejado (para poderlos rescatar en el momento adecuado que suele ser siempre de noche).

De forma especial, graban la ubicación de los rincones más soleados, calentitos y agradables de la casa, para echar una siestecita.

Los gatos también recuerdan a las personas y animales que han conocido a lo largo de su vida, quién le trató bien y quién no, y los registran para siempre en su memoria. Difícilmente se olvida un maltrato.

También sabe modular su voz de forma estudiada para que el humano responda a sus distintas demandas, y recuerda y responde a su nombre. Conoce perfectamente toda la rutina diaria de su dueño, y la adapta a la suya propia, captando señales previas, sobre todo, cuando se trata de comida, calor y mimos. Salta a la cama para instalarse cuando nos vamos a dormir. Nos espera mientras nos lavamos los dientes o preparamos las cosas para el día siguiente. Nos despierta suavemente o no, para que le pongamos comida…

La memoria es selectiva, pero podemos ayudarle a recordar y respetar ciertas normas de convivencia adaptando la casa para él y creando un territorio y un entorno confortables y seguros.

Fuente: Mascotamigas

Neva sigue creciendo y se está convirtiendo en una preciosa señorita. El ojito evoluciona y está ya esterilizada. Neva como todos los gatos, hace gala de una increíble memoria que usa de forma inteligente. Si quieres conocerla, estoy segura de que te encantará.

No hay comentarios:

Publicar un comentario