jueves, 14 de mayo de 2015

Miradas que son un premio

Una simple mirada puede ser el mejor premio para tu perro. Sin embargo, ojo con usarla de forma indiscriminada tanto para premiar como para regañar, ya que, se vuelve impredecible para el animal y, por tanto, pierde su valor.

En este sentido, hay perros que antes que pasar desapercibidos, prefieren buscar a atención negativa de su humano, es decir, su enfado (por ejemplo cuando los miramos y regañamos por ladrar a otros perros o personas) y no queremos reforzar determinadas conductas a través de la mirada.

Helen es una preciosa perrita, de tan solo 2 años de edad. Tamaño mediano-pequeño (44 cm hasta la cruz aprox). Se muestra timida con las personas al principio, pero luego se suelta en seguida.

Es una perra encantadora que necesita que le den todo el amor del mundo. Tiene un tamaño ideal para casa!




No hay comentarios:

Publicar un comentario