lunes, 16 de noviembre de 2015

Aprendiendo sobre señales de comunicación

Algo más sobre comunicación canina: Normalmente, cuando hay algo que estresa o incomoda a tu perro, puedes observar, entre otros posibles comportamientos, que se lame los labios y/o la nariz.

Este video (que aunque en inglés se entiende muy bien), analiza dos formas distintas de lamerse los labios. En la primera forma hay stress o incomodidad en el perro, y en la segunda, mucho menos expresiva y ágil, en la que incluso el perro enrolla un poco la lengua, hay satisfacción y confort.

Todo esto nos obliga a mirar cada situación en su contexto a fin de poder interpretar de forma adecuada qué nos quiere deci nuestro perro y actuar en consecuencia. De esta manera nos evitaremos disgustos y avanzaremos en la sintonía, confianza y compenetración necesarias en la convivencia diaria.

Tras una situación de estrés es muy probable que el perro la de por finalizada sacudiendo todo el cuerpo como si se quitara agua. Es una buena manera de poner punto final, "desprenderse del mal rollo" y pasar a otra actividad.

El video es este:



No hay comentarios:

Publicar un comentario