miércoles, 2 de marzo de 2016

Hablando felino….

Ningún gato necesita un manual para aprender a comunicarse con su especie, ni tampoco con los humanos. Nuestros gatos pueden comunicarse estupendamente entre sí y con otros animales. Para los que aún dudan de la comunicación entre especies, solo hace falta recordar lo bien que los perros comprenden el significado de advertencia de un gato con el lomo arqueado y erizado.

Los perros pueden entender a los gatos y viceversa y, ambas especies son mucho más capaces que nosotros los humanos, de interpretar las pautas no verbales.

Si al lenguaje corporal, añadimos la capacidad verbal de los gatos, con su amplio espectro de maullidos, bufidos, ronroneos...) deberíamos replantearnos la absurda idea de que los gatos no hablan. Muy al contrario de lo que muchos piensan, nuestro gato habla. Lo malo es que no los entendemos.





No hay comentarios:

Publicar un comentario