martes, 17 de enero de 2017

Para nuevos gateros o los que se lo están pensando….

Si acabas de incorporar un gato a la familia o estás pensando en hacerlo, ten en cuenta que, como cualquier otro ser vivo, un gato te cambia la vida y la casa sí o sí....

Pronto descubrirás que casi todos los gatos de casa tienen sus momentos de actividad punta a lo largo del día en los que, sencillamente, se activan y les entra la locura felina. Corren, se persiguen, saltan, cazan moscas imaginarias, vuelven a correr, trepan por los rascadores….

Cambian las rutinas (ahora tienes un despertador con pelo), la casa se debe “vestir” para el gato y, por mucho que te empeñes, vas a tener que lidiar a diario con los pelos que sueltan (salvo razas muy concretas que implican otros cuidados).

Vas a descubrir el fascinante mundo de los rascadores, camas y complementos felinos que redecorarán hasta el último rincón de tu hogar. Las ventanas y los radiadores estarán ocupadas por mantas y camitas para el nuevo inquilino y, por supuesto habrá muchos juguetes que aparecerán por todos los lados (incluido bajo los muebles) y, cuya “caza y acecho” hará la delicia de nuestro gato, sobre todo a altas horas de la madrugada.

Si además, alguien te regala o compras algún juguete con ruido, será el preferido por las noches o cuando te sientes a descansar.

Nosotros pensamos que todo este esfuerzo, merece la pena porque recibirás muchísimo a cambio y descubrirás todo lo que tu gato te puede ofrecer si estás dispuesto a asumir el reto.




No hay comentarios:

Publicar un comentario