miércoles, 21 de junio de 2017

Individualidad como punto de partida

En cuestiones de comportamiento, cada individuo es único y lo que le sirve a uno, puede que no tenga el mismo efecto en otro por lo que, se hace preciso estudiar caso por caso, teniendo en cuenta origen del animal (si lo conocemos), entorno familiar y cercano, grado de socialización, antecedentes, rutinas y educación para adaptarnos a cada uno y buscar las pautas más adecuadas para ayudarlo de forma eficiente.





No hay comentarios:

Publicar un comentario